Blogia
Punto de fuga digital

Milagros silentes.

Milagros silentes.

 Esta flor apareció misteriosamente hace unos seis o siete años sobre mi mesa del despacho en la oficina. Desde entonces de allí no la he movido, podría conocer todos mis gestos y conversaciones, ha soportado todas las inclemencias, incluida  la oscuridad de los fines de semana y los periodos vacacionales. La he examinado más una  de una vez,  lo acabo de hacer, es natural y sigue viva, fielmente viva al lado del teléfono.

Los milagros nadie los hace, sencillamente existen, y su virtud está en que no se nos desvele su naturaleza.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Miguel -

Si, parece imposible, pero así es. Algo mágico debe tener.

Cosechadel66 -

Parece una rosa... pero eso es imposible. ¿no?

Desde luego, es un milagro.

Carpe Diem
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres